23 de julio de 2007

Manifiesto Urbanicómico 4


Este blog y su autor están terminantemente a favor de dormir hasta cualquier hora. Esto incluye, a saber: dormir hasta más allá del mediodía cuando uno trabaja de tarde, dormir hasta más allá del mediodía cuando uno trabaja de mañana (en este caso es aconsejable no hacerlo más de una vez por mes para no perder el empleo), dormir la siesta (un mínimo lógico e indispensable de dos horas diarias). En resumen: dormir todo lo que se pueda, en donde se pueda y hasta la hora que se pueda. Todas éstas variantes son mejores aún si se prueban en compañía de una muchacha/o con igual devoción hacia la cama.

El autor del blog admite ser extremadamente consecuente con la causa. También aplaude a todo aquel artista que use las horas de sueño como inspiración (o descanso) para aplicarlo luego en el proceso creativo.

He dicho.

Diego M

2 comentarios:

Cai... dijo...

Dormir! si! dormir sobre el teclado, bajo la lluvia, en la plaza, bajo alguien, sobre alguien... dormir vestido con una corbata amarilla...
Aplausos

Zoe dijo...

Mil disculpas...soy una intrusa empedernida...

Notable urbanicomio, notable dormir..acompañado, solo, con pijama o con zapatos...en todas sus modalidades....

Saludos desde La Clínica....una especie de Urbanicomio personal por estos lados...